Hablemos de la comunicación responsable acerca de la ciencia…

Blog original en ingles por Christy Haynes
Traducido por Joel Hernandez
Editado por Becky Rodriguez

Yo soy aficionada de TED.

TED es una organización que se describe a sí misma como “una organización apartidista sin fines de lucro dedicada a las ideas dignas de difundir, generalmente en forma de charlas breves e impactantes”. Es probable que en algún momento usted ya haya visto una conferencia TED – quizás los consejos de Meg Jay para los veinteañeros o la charla de Bryan Stevenson sobre las cuestiones en nuestro sistema de justicia penal. Son fascinantes e inspiradoras, y brinden vistazos de una gran variedad de temas sobre los cuales no tengo la oportunidad de reflexionar a diario. Yo incluso doy una clase para estudiantes universitarios de primer año que se centra en el descubrimiento de sus pasiones y cómo dar una conferencia al estilo TED acerca de esas pasiones.

Pero por mucho que me encante TED, últimamente he reflexionado sobre los desafíos inherentes a tener una audiencia tan enorme y dedicada, y cómo se relaciona con las responsabilidades de la comunicación acerca de la ciencia en general. Como científicos, ¿cómo encontramos un equilibrio entre las ganas de involucrar al público y emocionarlo sobre la ciencia, y la necesidad de transmitir la complejidad y los matices de las investigaciones?

margaretwertheimted

Margaret Wertheim, escritora científica, dando una conferencia TED (imagen captada por Eric Charlton)

Mientras asistía a una conferencia TED este verano, empecé a pensar mucho en la relación entre los científicos practicantes, los medios y el público. Más específicamente, he estado reflexionando sobre quién tiene la responsabilidad, y aún el privilegio, de asegurarse de que el público participe profundamente y que beneficie al máximo de las investigaciones científicas. Dentro del conjunto de asistentes a las conferencias TED, hubo un debate dinámico acerca de cómo TED puede evitar la promoción de la pseudociencia, la cual significa “una afirmación, creencia o práctica que se presenta como científica, pero que no cumple con el método científico”1. El TED debe preocuparse por esto ya que es una autoridad asumida, y su aprobación de la presentación de algún tema da credibilidad a la tema presentada. Existen un par de ejemplos famosos de conferencias TED muy populares que plantean ciencia cuestionable.

Recientemente John Oliver hizo una excelente crítica de la comunicación descuidada acerca de la ciencia, incluso una parodia de TED que se llama TODD (“Trends, Observations, and Dangerous Drivel”) –en español, “Tendencias, observaciones y tonterías peligrosas”. El segmento de TODD empieza a 15:50 en el siguiente video (una advertencia en caso de que lo esté viendo con niños: hay un poco de lenguaje fuerte justo antes de eso).

Se aplica la misma tensión entre el entretenimiento y el matiz cuidadoso en la comunicación de la ciencia no sólo al TED, pero también a otras organizaciones y sociedades. Todos los grupos como la Fundación Nacional de Ciencia (la fundadora de nuestro Centro de Nanotecnología Sostenible), la Sociedad Estadounidense de Química y la Academia Nacional de Ciencias de los Estados Unidos tienen como objetivo compartir la ciencia con el público así como apoyar las investigaciones. Aunque en su esencia estas organizaciones son científicas y su tolerancia de riesgo es inferior a la del TED, también su presencia en los medios es menos que la del TED, así que no hay tanta gente que vea cualquier contenido que producen.

Esto significa que el modo más probable en que el público reciba contenido científico son los medios dominantes. Pero, ¿cómo se selecciona tal contenido? Tanto los periodistas de TED como los periodistas generales quieren seleccionar a los conferencistas y mensajes que sean motivadores y que capten la atención. Aunque no son necesariamente mutuamente excluyentes de ser significativos en el ámbito de la ciencia, estos científicos motivadores y cautivadores así como las historias científicas no siempre presentan la ciencia más destacada ni importante. De hecho, los profesionales involucrados en las llamadas “ciencias duras” se conocen estereotípicamente como comunicadores y no especialmente eficaces. Algunos científicos practicantes consideran a los que presentan de manera “vistosa” más como vendedores que científicos, y sospechan que incluir un audio o una historia llamativa será engañoso. (Un científico y un periodista se juntaron para ilustrar esto por medio de realizar un “estudio” falso sobre cómo el chocolate ayuda a bajar de peso – aunque el estudio fue terrible, saltó a los titulares en todo el mundo). Para empeorar aún más las cosas, la mayoría de los científicos reciben muy poca formación en la comunicación, entonces aquellos que se sientan motivados a llegar y presentar sus investigaciones al público pueden tener dificultades.

chocolate.png

Haga clic aquí para la entrevista de NPR sobre el estudio en el cual se hizo sensacionalismo en cuanto al chocolate/bajar de peso (Imagen de NPR.org)

Teniendo todo esto en cuenta, estoy segura de que usted pueda percibir la encrucijada en que nos hallamos: a veces el público considera la ciencia como intimidante e inaccesible, los científicos no siempre son los comunicadores más eficaces, y los medios de comunicación eligen a cuáles científicos e historias científicas superarán esta brecha, basándose a menudo en estilo en vez de sustancia. En efecto, los periodistas y los curadores de TED son los revisores de facto de la ciencia que llega a la multidud de gente. Esta es una enorme responsabilidad que tiene que hacerse dentro del ciclo urgente de noticias 24/7. Para que se divulgue información precisa al público, los científicos practicantes deben tomar un papel activo. No tengo respuestas fáciles sobre cómo esto se puede hacer de mejor manera, pero me gustaría plantear algunas preguntas que podrán iniciar conversaciones sobre este tema importante:

  1. El público quiere una “repuesta” clara y comprensible de los científicos sobre sus temas de experiencia, pero así no funciona la ciencia. ¿Cómo podemos mantener la ciencia o los resultados apetecibles pero también mantener el matiz que sea muy real/importante?
  2. ¿Cómo podemos asegurarnos de que la ciencia más impactante prospere en lugar de la ciencia que proviene sólo de los defensores más convincentes o más llamativos?
  3. ¿Cómo podemos capacitar a los científicos para equilibrar la accesibilidad y las matices en la comunicación? Sobre la base de las habilidades naturales comunes, creo que esto significa incorporar el entrenamiento significativo sobre este tema en nuestros planes de estudio de ciencias de la educación superior que no sólo tiene por objeto reducir la ciencia a la conclusión más amplia y más simple.
  4. ¿Debe ser aceptable que diferentes organizaciones o publicaciones tengan diferentes “perfiles de riesgo” para compartir nuevas ideas/resultados científicos (por ejemplo, Science [La ciencia], Nature [La naturaleza], Cell [La célula], TED)? ¿Cómo equilibran estas entidades de “alto riesgo” el deseo de títulos atractivos con longevidad científica? ¿Cómo transmiten su tolerancia al riesgo a su audiencia?
  5. ¿Cómo pueden los científicos mostrar más datos, citas y trabajos precedentes en presentaciones de medios sin comprometer diapositivas/ historias ingeniosas y perder la atención de la audiencia pública?

Creo que una forma de empezar a avanzar en esta cuestión importante es tener conversaciones estimuladas por preguntas como éstas entre los investigadores, dentro del liderazgo de la sociedad y de la organización, entre periodistas y científicos, entre mentores y científicos jóvenes, y por supuesto con los miembros de la audiencia pública. Creo que es nuestra responsabilidad como científicos, y especialmente como científicos financiados por los impuestos, es asegurarnos de que el público en general se beneficie de la ciencia que hacemos. Con ese fin, todos necesitamos adquirir más habilidades – y dedicar más tiempo – para la comunicación con el público, o necesitamos buscar activamente la colaboración con periodistas científicos calificados. Trabajemos todos juntos para asegurarnos de que la mejor ciencia que se está realizando sea visible y consumible por el público en general. El lazo de retroalimentación positiva creado por este tipo de compromiso casi sin duda facilitará aún más interesantes oportunidades de investigación.

Espero que las preguntas que he sugerido aquí puedan ser el punto de partida para algunas de estas conversaciones. Por favor, háganos saber si las usan en una clase, taller o grupo de discusión.


RECURSOS EDUCATIVOS:


REFERENCIAS:

  1. [n.d.] in Wikipedia, retrieved Oct 3, 2016 from Wikipedia pseudoscience

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s